MURSEGO EN EL EMERGÈNCIA!2012

2 de febrero de 2012 No Comments

Llegamos al ecuador del cartel  y hoy le toca el turno a Maite Arroitajauregi, también conocida como Mursego.

Jaime Casas ha charlado con ella y esto es lo que le ha contado!

Mursego  «Variaciones sobre un instrumento y 3.000 ideas»

No hay duda: el proyecto en solitario de la eibarresa Maite Arroitajauregi, Mursego, es uno de los acontecimientos recientes de la música de vanguardia nacional. Funciona como un campo de pruebas de las nuevas y viejas ideas que gravitan en la órbita del pop avanzado. Todo vale a la hora de rehacer clichés y explorar ese terreno en el que «cualquier cosa puede ser una fuente de inspiración». Porque el riesgo consiste en traspasar el umbral de lo estrictamente musical, «desde una película o un plato de cocina hasta la vida de un santo…», apunta.

Maite toca el chelo, con el que acomete una interpretación libre de las posibilidades del instrumento. «Soy violonchelista y me compré un loop, esas son mis herramientas; me encantaría tocar la batería, la guitarra, el bajo con distorsión…, pero no sé», confiesa. Por imperativo o acaso movida por la imaginación, desvincula el chelo del contexto clásico. Lo lleva donde ella quiere: un espacio de absoluta libertad en el que chocan y se entienden todos sus «gustos». «Si me apuras es un reflejo de mi actitud ante todo lo que me rodea, ante la vida»; ante los idiomas, aunque «predomina el euskera, porque es mi lengua materna y con la que más cómoda me encuentro». Aunque también se atreve con el ruso o el portugués (de acentos libres); incluso traduce las partes vocales en sonidos culturales puntuados con el quejío flamenco o el canto árabe.

Antes de publicar dos álbumes y ofrecer innumerables directos, actuaba con Anari o Lisabö, dos proyectos con una incidencia sin paliativos en la música de autor vasca. Maite sigue colaborando con ellos, pero Mursego, que surgió como «algo natural, casi como una necesidad», después de que un «amigo me pidiese que hiciese algo sola para un concierto, para que el que preparé unos temas con loop station», avanza al margen. Aparte de lidiar con el chelo, Maite canta, arregla, manipula pedales, teclados, platillos, el bombo, la pandereta, el ukelele, el autoharpa o el theremenin. Siempre en busca de ideas que lidian con una paleta estilística globalista: de un tango finlandés a una balalaika rumana o un rap bersolari.

Las influencias son variadas e ilustran una visión salvaje y desprejuiciada de lo que debe ser la creación musical: «En esta vida todo influye», recuerda. «He visto a Matt Elliot un par de veces, de ahí un poco mis loops» ―que utiliza la misma técnica de capas y loops que la francesa Colleen―, para luego citar una inspirada serie de ascendencias que basculan entre el cine, la música y la vida misma. «Déjame entrar, Nosferatu, P. Garrel, A. Kaurismaki, J. Houston, J. Painlevé, Victor Iriarte, Vila Matas, R. Walser, Hello Cuca, Grande Marlasca, ZA!, K raftwerk, P.J. Harvey, A. Yupanki, Ibon Rg, C. Gardel, M. Laboa, Sonic Youth, Nico, Lhasa, Cage, Alex Mendizabal, la ginebra, el mar, el Canal cocina y los niños…», confiesa.

De su paso por Emergència, que servirá a modo de puesta de largo barcelonés, Mursego espera «tocar a gusto y hacerlo más fuerte que Pegasvs», que ya avisaron que no se van a cortar a la hora de subir el volumen.

Jaime Casas (@JaimeCasasb)

Mursego estará actuando en el escenario Auditorio dentro de la 4a. edición de Emergència! el próximo 18 de febrero en el CCCB.

¡Os dejamos con una pequeña muestra de lo que podreis ver!

Imagen de previsualización de YouTube

Sigue el festival en Twitter #EMERGENCIA2012

Salvador Cardús sugiere… paciencia

1 de febrero de 2012 1 Comment

Seguimos reflexionando sobre las virtudes

Quizás a primera vista la paciencia no sea la virtud más atractiva si la comparamos con otras como el coraje o la dignidad. De hecho, el ímpetu, el movimiento, la rapidez o la vehemencia han sido normalmente objeto de admiración, mientras la paciencia se ha considerado el recurso de los débiles, de los que no pueden alcanzar directamente aquello que desean o no son capaces de rebelarse contra las circunstancias que les son adversas.

Por un lado, la paciencia es la capacidad para soportar y sobrellevar el infortunio y las ofensas, representada en el relato bíblico por Job, que resistió todo tipo de penurias sin perder su fe. Por otro, sin embargo, la paciencia es la virtud de los que saben esperar y aprovechar el momento oportuno, el “kairós” o tiempo de las posibilidades de la filosofía griega. En este sentido, la paciencia es quizás la virtud de los sabios y los experimentados, de los que saben que la solución no siempre se encuentra en la acción inmediata. Tal vez, ni siquiera en la acción. ¿Qué piensas tú?  ¿Cuál habría de ser el papel de la paciencia en tiempos como estos, que valorar sobre todo la velocidad, la juventud y la inmediatez?

El próximo lunes 6 de febrero, el sociólogo Salvador Cardús compartirá con nosotros sus reflexiones sobre la paciencia en el marco del ciclo “Virtudes”. Según él, si la domesticación del tiempo –junto con la del espacio– es el hecho humano por excelencia, la paciencia es la expresión más genuina de nuestra capacidad de dominar la relación con la estructura temporal de nuestra vida.

Tapiz de la Creación de la Catedral de Girona

Como hemos hecho con otros conferenciantes, también a Salvador Cardús le hemos pedido que nos sugiera un texto y una imagen para enmarcar su reflexión sobre la paciencia. Sus propuestas han sido el Tapiz de la Creación de Girona, un bordado del siglo XI o de principios del XII que representa la creación del mundo y la estancia del hombre en el Paraíso, y este fragmento del Eclesiastès (3, 1-8) que reproducimos a continuación:

Todo tiene su momento oportuno;
hay un tiempo para todo
lo que se hace bajo el cielo:
un tiempo para nacer,y un tiempo para morir;
un tiempo para plantar,
y un tiempo para cosechar;
un tiempo para matar,
y un tiempo para sanar;
un tiempo para destruir,
y un tiempo para construir;
un tiempo para llorar,y un tiempo para reír;
un tiempo para estar de luto,
y un tiempo para saltar de gusto;
un tiempo para esparcir piedras,
y un tiempo para recogerlas;
un tiempo para abrazarse,
y un tiempo para despedirse;
un tiempo para intentar,
y un tiempo para desistir;
un tiempo para guardar,
y un tiempo para desechar;
un tiempo para rasgar,
y un tiempo para coser;
un tiempo para callar,
y un tiempo para hablar;
un tiempo para amar,
y un tiempo para odiar;
un tiempo para la guerra,
y un tiempo para la paz.

Y tú, ¿qué piensas sobre la PACIENCIA?

Como ya lo hemos hecho con la #moderación, la #fortaleza y la #dignidad, también tú puedes alimentar el debate a través de la cuenta @cececebe de Twitter: #PACIENCIA. Los canales también están abiertos para que puedas proponer las preguntas que te gustaría hacerle a Salvador Cardús, y nosotros seleccionaremos un par para planteárselas el próximo lunes.

Por otro lado, te recordamos que puedes encontrar los vídeos de las entrevistas y las conferencias de Tzvetan Todorov, Joanna Bourke y Claudio Lomnitz en nuestro web.

Claudio Lomnitz: «Sale muy caro cuando los políticos minan la dignidad de sus cargos»

31 de enero de 2012 1 Comment

El pasado lunes 30 de enero, Claudio Lomnitz, profesor titular de Antropología e Historia en la Universidad de Columbia (Nueva York) y experto en historia de América Latina y México, defendió la tercera de las virtudes del debate del CCCB: la dignidad. «Tener dignidad es ser merecedor de algún reconocimiento», dijo Lomnitz de una virtud que, según él, es un sentimiento privado y a la vez un atributo social que ha ido cambiando a lo largo de la historia. Su conferencia versó sobre las diferentes concepciones que la sociedad mexicana ha tenido de la dignidad, desde la época del colonialismo hasta nuestros días.

En esta entrevista, Claudio Lomnitz repasa muchos de los temas que abordó en su intervención en el CCCB, como la diferencia entre dignidad e indignación o la importancia de recuperar la dignidad de los cargos públicos y de la política. «Cuando pierden dignidad los cargos públicos, el Estado pierde la capacidad de garantizar o defender la dignidad ciudadana », dice Lomnitz.

PEGASVS EN EL EMERGÈNCIA!2012

26 de enero de 2012 1 Comment

Esta semana, Jaime Casas ha entrevistado a uno de los grupos emergentes más destacados de la escena barcelonesa, Pegasvs.

Pegasvs ‘Metronómic underground’

Sergio y Luciana son Pegasvs. Antes habían sido Amore. Y al mismo tiempo: Thelemáticos. Sergio tocó en Anticonceptivas; Luciana en Sibyl Vane.  Y si tiramos del hilo encontraremos muchos más proyectos que son los mismos que como éstos son los que han dado forma a la comentada escena underground de Barcelona de los dos últimos lustros.

Pegasvs es, sin duda, un punto de inflexión; una mirada atrás que resuelve dudas sobre el presente del pop con retranca revisionista. La avanzadilla ‘hypnagogica’ –el pop americano que retoma sonidos pretéritos que miraban al futuro-, observan algunos: “Nosotros no hacemos música pensando en etiquetas; de hecho, hasta ahora no sabíamos de la existencia de dicho término”. Sea como fuere, la propuesta de Pegasvs sí se fija, y mucho, en los ritmos metronómicos, de constante aceleración sin principio ni final, del rock alemán electrónico de los 70 y del proto-punk neoyorquino. “Sí estamos influenciados por Silver Apples, además de Krautrock, la música electrónica de los 60 y 70, y bastantes cosas actuales”.

Luciana y Sergio han irrumpido sin hacer ruido, pero con la firma intención de hacerlo (“a finales de febrero Canadá publicara nuestro primer disco –apuntan-: un vinilo de nueve canciones con diseño de Elena Gallén”), con temas colgados en la red que perfilan ideas brillantes con poco pegada hasta ahora entre los grupos locales. “Intentamos comprimir una música en principio experimental y sucia dentro de un molde pop”, dicen.

La melodía del afilador, constante y emborronada en un bucle melódico; o la magnífica El final de la noche, un delirio psicodélico que recupera otra vez el sonido que acuñó el dúo alemán Neu con ‘Hallogallo’, son dos pruebas irrefutables  de los derroteros que pretenden recuperar. “Combinamos ritmos de rock alemán de los setenta con viejas cajas de ritmo. El ‘motorik’ es constante y siempre da la sensación de avanzar, por eso nos gusta especialmente”, confiesan.

Las ganas por dar forma a un discurso con “cacharros antiguos”, les llevó a “probar algo diferente a lo que solíamos hacer”. Por tanto, “decidimos cambiar las guitarras por los magnetófonos y sintetizadores, y así también cambiar por completo el proceso de creación”.

Pegasvs, cara a cara, sin batería ni guitarras, y cacharros mediante, vestirán de largo su inusual propuesta en un Emergéncia!2012 que parece tomar el pulso a todas las tendencias que ahora mismo cuentan. Sergio y Luciana, por su parte, esperan “sonar muy fuerte y que tanto el público como nosotros lo pasemos bien”. Y no se olvide de felicitar a la interesada: “Celebraremos el cumpleaños de Luciana”, que coincide con la fecha del festival.

Jaime Casas (@JaimeCasasb)

Cerramos esta entrevista con el videoclip “El final de la noche” realizado por la productora Canada no sin antes recordando que Pegasvs estarán actuando en el escenario Hall dentro del E!2012.

Sigue el festival en Twitter #EMERGENCIA2012

Joanna Bourke: «Tenemos que mirar al pasado para ver cómo la gente superó las crisis»

25 de enero de 2012 1 Comment

Al hablar de fortaleza con Joanna Bourke, ella inmediatamente piensa en las personas enfermas o que han sufrido o sufren dolor. Bourke investiga el dolor y sus formas de narración a lo largo de la historia, la forma en que las personas hemos explicado nuestro sufrimiento a los médicos, los amigos o la familia. «Es difícil hablar de dolor y narrarlo, porque cuando expresas dolor, lo infliges a los demás», explica Bourke en esta entrevista que le realizamos con motivo de su participación en el debate VIRTUDES. La historiadora británica defendió la fortaleza como una virtud que han manifestado los enfermos a lo largo de los siglos. A Bourke le interesan los relatos del dolor: «La gente ha encontrado un lenguaje para expresar el dolor y lo ha utilizado de forma creativa para construir significado y comunidad». En su conferencia en el CCCB comentó algunos ejemplos de historias y reflexiones en torno al sufrimiento como hicieron las escritoras Virginia Woolf en On Being Ill o Frances Burney en un escrito acerca de la experiencia de superar una mastectomía sin anestesia.

Según Bourke, en los siglos xviii y xix el lenguaje clínico sobre el dolor era mucho más rico y existía mucha más empatía entre médico y paciente. La tecnificación de la medicina y las precariedades del sistema hospitalario han ido en detrimento de la relación entre los enfermos y las personas que los asisten.

Bourke estudia el pasado pero no duda de la importancia de recuperar la fortaleza en los actuales tiempos de crisis económica. «Necesitamos capacitar y animar a las personas para que tengan recursos para ser más fuertes y se enfrenten a los ataques de la crisis».