Kíar, un mundo secreto

30 de enero de 2014 No Comments

Tiene 18 años y tan solo dos canciones colgadas en la red. Produce, canta y escribe. Se llama Kíar porque así es como ha querido presentarse ante el público. No suelta prenda sobre su verdadera identidad. «Kíar es mi nombre artístico –dice a través del correo electrónico–. Y como se trata de arte, de cara al público, prefiero usar siempre este nombre. Ya que mi nombre y mis apellidos son solamente para mi vida personal».,

Kíar es, sin atisbo de duda, una de las grandes sorpresas que descubrirá esta edición de Emergència! Una voz personal y extrañamente familiar, que recuerda a las mejores cantautoras que se mueven en el margen del éxito masivo. Su música, como las elucubraciones adolescentes, similares a las de Holden Caufield –el personaje de J.D. Salinger–, explica ese momento en el que todo es posible y todo está por hacer. Nada suena impostado, todo tiene sentido.

¿Cómo es que has empezado tan joven a hacer una música tan, digamos, «adulta»? Sorprende en muchos sentidos, sobre todo en lo muy definida que está la propuesta. Cuéntame un poco sobre tu historia en la música, que es corta pero productiva.

Desde siempre la música ha estado en mí. Empecé hace bastante tiempo, cuando tenía más o menos ocho años. Entonces vivía en medio de un valle, rodeada de árboles. Allí fue cuando sentí la necesidad de reclamar un piano para poder interpretar las melodías que iban creándose en mi mente. Supongo que, en el fondo, la única intención era poder expresar las sensaciones que recibía de mi entorno. Entonces el tiempo iba pasando y yo estaba constantemente creando. Pero nadie, excepto mi madre, sabía de mis composiciones. Dentro de mí, fluían sensaciones, emociones y sentimientos, que quería transformar en lenguaje.

Me imagino que, al final, el hecho de crear se convierte en un anhelo de compartir.

Escucha la música de Kíar aquí.

Leo en la red un comentario sobre tu música, afirma que es «el cant del vent entre la flora de la Fageda d’en Jordà». Como poesía está bien, pero como hecho constatable, no tanto. Es decir, se me hace difícil contemplar el hecho de que, por ser de La Garrotxa, tu música tenga una relación directa con tu lugar de procedencia. Es música totalmente anglosajona… ¿Cómo te ha influido artísticamente el ser de La Garrotxa, un lugar con poca repercusión musical? Si es que te ha influido en algo…

Sí. Sí es importante el entorno. Y La Garrotxa es un lugar muy hermoso. Aunque, en realidad, no soy deLa Garrotxa. Fuia vivir allí con mis padres cuando tenía tres años. Ciertamente, vivíamos en un lugar idílico y apartado. Pero, de todos modos, creo que no son solamente los lugares, sino las personas, con su modo de percibir la vida, las que experimentan, sienten. Etcétera.

Uno de tus dos temas, Mama’s blood, es una historia dramática. Parece que hablas de la violencia doméstica. ¿Tiene algo que ver con tu vida? ¿En qué te inspiras cuando escribes?

Generalmente, me inspiro a través de sensaciones y emociones. Esta canción, Mama’s Blood, es uno de esos momentos que refleja un instante de mi vida, en el que no pude contenerme y expresar esa sensación para convertirla en música.

¿Para cuándo un disco en el mercado? ¿Qué planes tienes?

Respecto a planes, mi mayor deseo es presentar mi proyecto al extranjero. Ya que siempre me he sentido muy atraída por las tierras lejanas. Este ha sido siempre mí objetivo.

De momento estoy aquí, encantadísima con la propuesta de Sergio, director del festival Emergencia 2014, y poder tener la oportunidad de mostrar una pequeña parte de mi obra. En mis planes entra la posibilidad de hacer múltiples conciertos, si estos se ofrecen y si se da la coyuntura apropiada. Y, sobre todo, darme a conocer.

Identificas tu estilo como «folk sci-fi experimental». ¿En qué medida crees que es experimental? Y la referencia a la ciencia ficción, ¿en qué se traduce?

Te diré que, en cuanto a la etiqueta de «folk sci-fi experimental», me siento cercana. Aunque también te confesaré que con las etiquetas no me siento muy cómoda, ni para mí ni para los demás, en ningún ámbito. Es cierto que parecía una etiqueta confirmada, ya que estaba escrita en las biografías que tenía por alguna página de Internet, pero no es para nada oficial ni confirmada. Fue una primera etiqueta que alguien me puso con la intención de empezar a marcar mi género musical. Pero, en realidad, como ya he dicho, no me gustan las etiquetas, porque pienso que te encierran, te estancan y creo que estancarse es lo que te priva de toda libertad.

Quizá, «experimental» se refiera a temas que aún no han salido a la luz, pero también a Alien Love, que está colgado en Youtube.

Me apasiona la ciencia ficción. Soy una fanática del cine de este género. También de las novelas de Asimov. Siempre, cuando estoy creando, ya sean letras, melodías o sonidos, visualizo lugares de otros mundos, extraterrestres… También me interesa mucho el mundo dela robótica. Y, por encima de todo, el Universo. Mi inspiración la debo a todo ello.

Me gusta el estilo entrecortado de tu fraseo a la hora de cantar, no suena forzado. ¿Por qué eliges cantar así?

Como ya he dicho en la anterior pregunta, estoy muy enamorada de todo ese mundo de la ciencia ficción. Del Universo, de los planetas y de los seres que puedan habitar en ellos… y es entonces, cuando imagino un modo de hablar y de cantar, que me sale solo desde dentro, cuando ya me he adentrado por completo en mis mundos imaginados, o no…

 ¿Cuáles han sido tus influencias? Cantas e interpretas con un estilo que recuerda a muchas de las cantautoras más reconocidas y destacables…

Tengo una madre muy melómana y supongo que tanta música diversa sonando a mí alrededor debió hacer mella en mí –puede que ya desde el vientre materno–. Más que influencias, puedo nombrarte unos pocos con los que he crecido (porque la lista podría ser muy larga y diversa): Richard Manfyed, Michael Jarre, Moby, Klaus Schulze, Kitaro, Muse, Placebo…

También debo decirte que aún no he sacado a la luz la gran mayoría de canciones que tengo para presentar, pero creo que con ellas se podrá ver mejor sus características y aires que puedan recordarte a algunas influencias o a los rasgos parecidos. Lo que hago es solamente crear lo que siento en un momento determinado y, bueno, nunca me he planteado este tipo de cosas. Uno debe seguir sus propios pasos siempre y no mirar hacia los que no sean suyos. Cada uno tiene su camino y se debe respetar. Del mismo modo, lo que los demás opinen es su libertad y esto también lo respeto muchísimo.

@JaimeCasasB

KÍAR estará actuando en el escenario Auditorio del E! 2014

Toni Casares nos habla de Josep Maria Benet i Jornet

29 de enero de 2014 No Comments

El próximo lunes 3 de febrero el director teatral Toni Casares conversará con el dramaturgo Josep Maria Benet i Jornet en la segunda sesión del ciclo de conferencias «Ciudad abierta». Su diálogo sobre «Ciudad y drama» nos permitirá conocer cómo ha influido en el dramaturgo haber crecido en el barrio del Raval, y descubriremos que la ciudad, como espacio de conflicto y de choque, es ideal para imaginar historias de toda clase. En esta entrevista Casares nos adelanta el papel del espacio público en la obra de Benet i Jornet.

¿Qué podemos esperar de la conversación que va a tener con Josep Maria Benet i Jornet en el

Josep Maria Benet i Jornet © David Ruano/TNC

CCCB?

Benet es un hombre radicalmente moderno en sus planteamientos, y es un ejemplo muy claro de que escribir teatro es un mecanismo personal para ordenarse el mundo y entenderlo. Para él ser teatrero es una forma de entender la vida. Aparte de esto, Benet es un personaje pasional, grandilocuente en sus expresiones, y siempre es divertido oírlo hablar.

Lo más interesante de la tertulia puede ser conocer su punto de vista sobre la ciudad: cómo piensa la ciudad un dramaturgo, qué encuentra en ella, qué le da la ciudad, tanto a nivel personal como en el momento de escribir. Ver como cada ciudad y cada zona de la ciudad tiene su propia teatralidad. Benet se considera un escritor muy de barrio, del Raval y Sant Antoni, y a menudo contrapone la ciudad del ruido a la ciudad del silencio: en los barrios populares todo es ruido, mientras que los barrios ricos son silenciosos y por lo tanto en ellos se da una teatralidad más intimista.

Será interesante ver cómo la vida en la ciudad le ha influido en la escritura y, por otro lado, cómo el teatro afecta a la ciudad. Esto último puede que nos permita hablar de la evolución que ha tenido el papel del teatro en las dinámicas urbanas, desde los años 70 hasta ahora. Con el teatro independiente de los 70 vivimos una explosión de la creatividad y una politización de la escena, y la función social que esto tuvo ha sido muy reconocible. Durante los 80 se dio un recogimiento, un teatro más críptico, y ahora seguramente el teatro vuelve a ser solicitado por la ciudad, no solo institucionalmente, sino de una forma vital.

¿Por qué hay tanta ciudad en las obras de Benet?

Porque la ciudad es el territorio de los conflictos y los escondites, es el espacio de choque, donde este ruido y la forma de tratar los problemas y conflictos se convierte en teatral. En la ciudad las relaciones se basan en las puntas de conflicto que vemos, pero con mucho subtexto escondido debajo, como en el teatro. Esto también pasa en los pueblos, pero en la ciudad se multiplica y diversifica el abanico temático. La calle es el espacio de encuentro entre personas, y esto la hace teatral. Para el teatro de Benet, el barrio es el espacio donde es posible el contacto entre perdedores y vencedores, entre víctimas y verdugos, de un modo horizontal y transversal, y esto le permite imaginar infinidad de historias.

Él sitúa sus obras tanto en interiores como en exteriores, tanto en la esfera privada como en el espacio público.

Tanto Una vella, coneguda olor como Olors, que de hecho es una especie de continuación de la primera al cabo de unos años, son dos obras especialmente urbanas, situadas directamente en el Raval. Y de hecho Una vella, coneguda olor no está pensada ni en el interior ni en el exterior: Benet la sitúa en los balcones del barrio, que es el exterior del interior que escondes. En el balcón puedes espiar al vecino, puedes conversar, y la obra refleja un mundo de balcones y persianas del que la protagonista quiere escapar. Estas dos obras también reflejan cómo ha evolucionado el Raval, cómo ha dejado de ser un espacio de la Cataluña menestral, de las clases populares, y cómo ha cambiado con la inmigración, española y más tarde de todo el mundo. De hecho, en Olors, cuando retoma la historia de la primera, ya introduce el tema de la inmigración de los países árabes y la diversidad que vive el barrio en la actualidad.

Una vella, coneguda olor © David Ruano/TNC


Universo Internet: ¿cómo afecta la Red nuestras vidas?

27 de enero de 2014 No Comments

¿Sabías que la huella de carbono de Internet superó en 2007 la de la industria de la aviación y que llegó a representar un 2% de las emisiones internacionales? ¿Que en el año 2012 se calculaba que el 91% de la población internauta tenía presencia activa en la red y que había un promedio de 2,31 redes por individuo? ¿Que el uso de redes sociales aumentó un 31,8% en un año entre los jóvenes catalanes de 8 a 14 años? ¿Que la red permite que con un solo clic tengamos a nuestra disposición más de un millón de terabytes, la mayor parte de acceso gratuito?

Imagen de previsualización de YouTube

En el año 1977 Ray y Charles Eames realizaron la animación The Powers of Ten para explicar la escala relativa del Universo en potencias de 10. En los últimos tiempos existe otro universo que está adquiriendo una gran magnitud: el de Internet, que tiene efectos en muchos ámbitos de nuestras vidas.

Universo Internet es un proyecto cuyo objectivo principal es ofrecer una reflexión crítica y creativa sobre el conjunto de tecnologías vinculadas a Internet, un fenómeno que está provocando una transformación inédita en la historia humana. La primera actividad de Universo Internet es un ciclo de cuatro sesiones de formación (5, 7, 12 y 14 de febrero), que ofrecerá una visión global de Internet y de cómo afecta nuestras vidas en tres niveles de incidencia: sobre la persona, sobre la ciudad y sobre el planeta.

El curso es el primero de una serie dirigida a profesionales y estudiantes del ámbito educativo, así como a personas vinculadas a la formación de niños y jóvenes. El programa tiene un doble objetivo: construir progresivamente una visión global de Internet y sus efectos y dar instrumentos a los educadores a fin de que este conocimiento sea transferido al aula.

Las sesiones de formación combinan una presentación teórica con talleres y se acompañan de material de apoyo. La primera (5 de febrero) ofrecerá una mirada global sobre qué es la red y servirá para presentar el marco conceptual del proyecto. Juan Insua (CCCB Lab) hablará de la Historia de Internet, una historia en construcción, una creación colectiva cuyo origen se remonta al ámbito científico-militar y que actualmente ha pasado a formar parte de nuestra vida cotidiana. Pero ¿cuál es el alcance real de la revolución digital y cómo afecta a todos los ámbitos del conocimiento humano? A continuación, en el taller «Construyendo la red», Efraín Foglia (Guifi.net) enseñará cómo construir una red de telecomunicaciones simulada para conocer la estructura real de Internet y sus alternativas.

La segunda sesión (7 de febrero) aborda los efectos de Internet en el cerebro: ¿cómo afectan Internet y las nuevas tecnologías al sistema cognitivo? La presentación irá a cargo de Cristina Sáez, que sintetizará las dos visiones que existen al respecto: ¿Internet nos hace más superficiales o más listos? También hablará del papel que debe jugar la tecnología en el aula. En el taller, Irene Lapuente (La Mandarina de Newton) explicará la lógica de la programación, que es la de la resolución de problemas. ¿Cómo podemos aplicar esta lógica a la vida cotidiana? ¿Y al planteamiento de un trabajo académico, para obtener mejores resultados? ¿Cómo se aplica a la computación?

La tercera sesión (12 de febrero) se detiene en el nivel de la ciudad y ofrece una mirada crítica y constructiva de las redes sociales. La presentación irá a cargo de Jordi Bernabeu, que hablará de los pros y contras del uso de las redes sociales entre niños y adolescentes y de cómo favorecer sus usos responsables, potenciar usuarios autónomos y críticos, y a la vez establecer los mecanismos básicos de prevención. En el taller «Las redes sociales como instrumento para la construcción de un ciudadano consciente y participativo», Isidre Plaza y Senén Roy presentarán de forma práctica cómo las redes sociales pueden dar un nuevo significado al espacio público y al bien común y cómo pueden transformar la democracia y la participación activa en la esfera política en todas sus representaciones (por ejemplo, ¿cómo puede fomentar la participación en el gobierno de la escuela?).

En la última sesión (14 de febrero) trataremos de los efectos de la red a nivel planetario: en estos últimos años se está empezando a plantear la cuestión de que Internet quizá no sea tan sostenible como se había dicho. En su presentación, Marcus Hurst se preguntará cuál es el impacto medioambiental de Internet, dada su dimensión material, y cómo puede minimizarse. En el taller, Jordi Olivé y Ramon Farreny enseñarán a calcular la huella ecológica del uso cotidiano de Internet y cómo puede integrarse este ejercicio en el aula.

En el campo de la educación, la confusión que ha comportado la llamada revolución digital ha supuesto muchos miedos e incertidumbres. En este nuevo contexto surgen dudas como las siguientes: ¿qué papel debe tener la tecnología en la educación? ¿Cuál es el rol del docente en este nuevo escenario? ¿Qué competencias hay que desarrollar? Universo Internet ofrece una visión global del fenómeno, una comprensión del nuevo sistema que se dibuja para ofrecer herramientas a los profesores de niños que ya son nativos digitales.

Encontraréis un avance de los contenidos del ciclo en el blog LAB.

La historia escondida de Escarlata

22 de enero de 2014 No Comments

Tercera entrega a propósito de Emergència! 2014. Toca el turno al novísimo dúo Escarlata, un experimento colaborativo que desbroza la poco conformista tradición del pop del autor con vocación poética. La misma en la que antes transitaron Randy Newman, High Llamas, Robert Wyatt o Dennis Wilson.

Presentan Lo que me dijiste al oído se extendió por todo el mundo (Fohen, 13), una de esas obras que caminan en los márgenes de la veleidosa actualidad de la música alternativa. Su proyección ha sido tan limitada, que apenas ha trascendido los límites de los círculos de prescripción, en los que se ha alabado el calado y significado del proyecto.

Escarlata son Remate e Israel Marco. Escarlata es el producto de un encuentro espontáneo y entusiasta. Escarlata conjuga el talento de estos dos músicos de larga trayectoria en la escena nacional. El madrileño Remate, con diez trabajos publicados, atesora una vibrante personalidad que soslaya de reojo todos los palos de la canción de autor. Además, en este 2014 estrenará su faceta de escritor publicando Suelo estar, un libro inspirado en uno de los temas de Una araña a punto de comerse a una mosca. Israel Marco, presencia habitual de Emergència!, ostenta un inconmensurable y marcado talento artístico que reparte entre todos sus proyectos: Cuchillo, Caballo y Viva. Es un guitarrista fino e intuitivo, un músico al que hay que seguir de cerca cuando se sube a un escenario: en cada acorde, en cada arpegio que acomete, explica algo. Una historia que, a menudo, supera las expectativas de la audiencia.

Juntos, y casi podríamos decir que sin pretenderlo, han elaborado un discurso propio que ha cristalizado en el dibujo de un mundo a medio camino entre lo onírico y lo reflexivo. Extraño pero atrayente. Escueto y elocuente. Instrumentalmente complejo y laborioso, lleno de nítidos detalles que anticipan el siguiente paso de la narración. Sus temas nos cuentan historias mínimas sobre atmósferas cinematográficas y líricas. Se mueven tan lentos como pueden en el empeño de acercarnos sus filias y fobias; los resortes no explícitos de una música tan imaginativa como sofisticada.

Entre los diferentes proyectos en los que ambos estáis involucrados, ¿cómo nació esta colaboración y por qué? 

Sobre todo el origen fue Carlos Toronado, quien nos «presentó». Al conocerme a mí muy bien desde hace una década y al acabar de grabar a Cuchillo, intuyó que complementaríamos bien, porque éramos y somos muy diferentes, pero tenemos una idea de la música ética y estética parecida. No en la forma que puede adquirir la música necesariamente, pero sí en la forma de abordarla. Es una cuestión de actitud y oficio, creo. Y creyó que nuestros fuertes eclosionarían, lo que él veía como mis textos y armonías y su visión panorámica y detallismo. Resumiendo, así fue el encuentro.

 ¿Qué hay en Escarlata que ha logrado sincronizaros de un modo tan natural? ¿Cómo habéis logrado semejante sintonía?

Ojalá tengas razón, yo me siento muy bien con respecto a lo que hemos hecho. Nos hemos puesto muy al servicio de un tercer elemento, no de la suma de Remate y Cuchillo. Muy al borde de la «inspiración», «naturaleza muerta» de las canciones, de un momento inesperado que nos hiciera saltarnos el guión. Para eso fuimos y trabajamos en el estudio sin metas claras, solo con la idea clara de buscar algo muy estimulante.

¿Cuáles son los rasgos que definen a Escarlata? ¿Voces frágiles y atmósferas poéticas?

No es algo que pensáramos a priori, salvo una luz Escarlata. Ese tipo de lámpara lynchiana pero no necesariamente tan fetichista, sino intentar llevar esa lámpara a otros paisajes. Yo diría que sí es muy onírico, y febril, pero fiebre del heno y tal. Un poco teatral, pero en cine. Yo qué sé, espero que no sea TAN intelectual, porque todo salió muy instintivo.

Destacaría la capacidad para colar humor y reflexión entre ese punto onírico que transita a lo largo del disco. ¿De qué hablan estas canciones? Hay referencias al deporte, a la enfermedad, al amor, etc. El universo temático es muy ecléctico.

Yo creo que las canciones hablan de cosas que parecen raras, pero ni suceden de forma rara ni son tan poco habituales ni tienen nada de raro-circense o así, sino que hablan de que la vida es rara y si aislamos esos momentos raros es para reírse de todo, de esos momentos y de los no-raros. Todo es una convención. Todo es un papel que interpretamos. Pero todos. El mecánico, el ciclista y yo.

Persiste un aire cinematográfico. ¿El cine ha sido una influencia en Escarlata?

Sí. Realizadores como David Lynch o Alexander Payne, etc.

Escarlata Fiesta

Antes que músicos, los dos miembros del dúo son melómanos. Remate seleccionó cinco temas de otros tantos grupos que forman el ADN musical del dúo. «Un cóctel de todo esto es muy ESCARLATA», dice:

Robert Wyatt Sea song

The Glove (Steven Severin & Robert Smith) Punish Me With Kisses

John Cale & Brian Eno Spinning Away

Carpenters Superstar

The Beach Boys & Annette Funicello The Monkey’s Uncle

@JaimeCasasB

El dúo Escarlata estará presentando Lo que me dijiste al oído se extendió por todo el mundo en el escenario Auditori dentro del E!2014.

Evgeny Morozov contra el ciberoptimismo

21 de enero de 2014 No Comments

Evgeny Morozov en el CCCB

Evgeny Morozov es uno de los pensadores más críticos en el debate actual acerca del papel de Internet en el cambio de época en el que estamos inmersos. Parece bastante evidente y nadie discute la gran significación de los cambios tecnológicos en nuestros tiempos. El debate sobre quién gana y quién pierde adquiere una gran relevancia cuando las nuevas tecnologías modifican maneras de hacer que estaban consolidadas, como formas de producir y trabajar, de hacer política y de gobernar las sociedades en las que influyen en su balance de costes y beneficios. A pesar de su juventud (nació en 1984), Evgeny Morozov se ha ganado un sitio muy destacado en este debate internacional, gracias a que ha conseguido poner de manifiesto y con sólidos argumentos que Internet amenaza el funcionamiento de la democracia.

En poco tiempo, Morozov ha publicado dos libros (El desengaño de Internet. Los mitos de la libertad en la red, Destino, 2012; To Save Everything Click Here. Technology, solutionism and the urge to fix problems that don’t exist, Allen Lane, 2013), y una cuantiosa cantidad de artículos en los periódicos y revistas más prestigiosos. Morozov ha puesto sobre la mesa, con el fin de desenmascararlas, lo que para él son las falsas promesas que Internet (y las empresas que se aprovechan de la red) ha conseguido hacernos creer: su capacidad para resolver problemas y para propiciar nuestra autonomía y habilidad para producir, pensar y decidir. Ha sido uno de los autores más incisivos contra el ingenuo ciberoptimismo, que aseguraba que los grandes problemas de la libertad y la democracia serían resueltos por el cambio tecnológico. Si en su primer libro hablaba de los problemas de los nuevos instrumentos tecnológicos para poder hacer frente a las finalidades que prometían, en el segundo se centra más en los objetivos, y afirma que Internet convierte en privado e individual lo que tendría que ser público y colectivo. Además, asegura que Internet quiere prometernos una solución a todo lo que nos preocupa, cuando muchas veces esto forma parte de nuestra manera de ser y hacer colectiva e individualmente.

Más allá de que se pueda estar más o menos de acuerdo con lo que manifiesta y expresa Morozov, es indudable que ha conseguido ganarse un sitio en el espacio que politiza y problematiza el creciente impacto de Internet en nuestras vidas y en las relaciones de poder. ¿Qué mejor inicio del ciclo “Ciutat oberta” que este? Si es, precisamente, en temas como las smart cities o con la generalización de los smartphones que se da por descontado la mejora en la transparencia, el aumento de la capacidad ciudadana para decidir y controlar los asuntos públicos y la mejora de los problemas urbanos. El debate está servido.

Evgeny Morozov estará en el CCCB el próximo lunes 27 de enero para inaugurar el ciclo “Ciutat oberta” con la conferencia ‘Democracia, tecnología y ciudad‘. Podéis seguir la conferencia por streaming o mediante el hashtag #ciutatoberta.

«...1020...2728293031...405060...»